La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha anunciado este viernes que el Ayuntamiento está trabajando para implantar algunos tipos de medidas para controlar los accesos a las playas de la ciudad en caso de aglomeraciones, sobre todo a partir de la fase 2, prevista para el 8 de junio.

Colau lo ha dicho durante el pleno municipal y en respuesta al concejal del PP Josep Bou, a quien ha dicho que no se puede caer en el alarmismo de grandes aglomeraciones, ya que de momento la ciudadanía está cumpliendo mayoritariamente las indicaciones sanitarias.

La alcaldesa ha afirmado que ha habido "alguna imagen" de concentraciones, pero que hicieron caso de las indicaciones de la Guardia Urbana cuando pidió que se separaran.

Así, de hecho, Colau ha dicho que el fin de semana pasado el momento de máxima aglomeración fue domingo a las 9 de la mañana, con 1.600 personas.  

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat