El ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, ha confirmado que el Tribunal Supremo ya tiene la propuesta de los indultos a los presos políticos catalanes encima de la mesa. Lo ha confirmado en una entrevista a La Vanguardia y el lunes se envió toda la documentación a este órgano jurídico que ahora lo estudiará. Precisamente sobre fechas, el Ministro asegura que entre seis y ocho meses "tomarán una decisión" ya que es el tiempo por término medio que se da a tramitar estos expedientes.

El Supremo tomará la decisión final después de escuchar qué dice la Fiscalía e Instituciones Penitenciarias. Y finalmente el expediente devolverá al ministerio de justicia que también hará una propuesta denegatoria o positiva en el Consejo de Ministros" que tal como señala Salvo "tendrá la última palabra". Salvo considera que, en algunos aspectos, la ley española se tiene que adaptar a los nuevos tiempos que marca Europa: "Nuestro código se tambalea, quizás por eso nos han cuestionado algunos aspectos desde Europa". Y por todo ello considera que es bueno plantear una reforma "que s'harà de tratar desde la serenidad".

Los indultos

¿La semana que viene, Justicia empezará a tramitar los indultos pero cuáles son estos? La sección catalana de la UGT pedirá el indulto para Dolors Bassa, exconsellera de Treball y condenada a 12 años de prisión por el Tribunal Supremo. Ros añadió que este indulto no se tiene que relacionar con una "rendición" y ha considerado que se tiene que encontrar una solución política general al conflicto, pero que mientras tanto se pueden establecer soluciones personales como esta. Bassa fue secretaria general del sindicato en las comarcas gerundenses entre el 2008 y el 2015, aunque ha sido activamente vinculada con el sindicato desde el 2000.

Bassa es la que más favorable se ha mostrado con esta medida aunque, en líneas generales, critican que un indulto los puede hacer aceptar un error o que incumplieron la ley. Una idea que en ningún caso defienden. Con respecto a Bassa agradeció el apoyo de sus excompañeros: "Si el grupo de gente con quien había trabajado hagan esta petición yo lo aceptaré encantada y enseguida porque mi prioridad -a diferencia de otros- es salir de la prisión", ha apuntado. "Hice el trabajo que tenía que hacer y he asumido las consecuencias", ha concluido.

Por su parte, el abogado catalán Francesc de Jufresa remitió el pasado mes de diciembre al Servicio de Indultos del Ministerio de Justicia, la solicitud de la medida de gracia para|por los políticos independentistas, condenados apenas que van desde los 13 años de prisión e inhabilitación para cargo público al año y ocho meses de inhabilitación más una multa.

Y los expresidentes del Parlament Joan Rigol, Ernest Benach y Núria de Gispert han registrado una petición de indulto para la también expresidenta de la Cámara Carme Forcadell. Asimismo, han reivindicado la amnistía como mejor solución para los líderes independentistas encarcelados a raíz del referéndum del 1 de octubre de 2017. "Antes de que se pueda plantear la ley de amnistía, hemos considerado que lo teníamos que hacer por ella", ha asegurado De Gispert. Tanto ella como Rigol han subrayado que el indulto no supone "ni el arrepentimiento ni ninguna otra aceptación" de los hechos por los cuales se la ha condenado.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat