Las elecciones del 14-F tienen consecuencias en el exilio. Así, Meritxell Serret dejará el cargo de delegada del Govern ante la Unión Europea en los próximos días después de ser elegida diputada en el Parlament. Al ser diputada electa, el régimen de incompatibilidades no le permite seguir al frente de la delegación, cargo que ocupa desde el 2018.

La republicana, en un correo en el cual ha tenido acceso la agencia ACN, adelanta que hasta que se nombre oficialmente un sucesor, el actual director general de Afers Globals, Miquel Royo, asumirá su rol e Ignasi Subirà continuará como subdelegado. Serret agradece la experiencia al frente de la delegación y "la oportunidad de trabajar casi tres años" en torno a las instituciones europeas, intentando forjar relaciones de confianza entre Catalunya y Europa. "Han sido gratificantes y un proceso de aprendizaje constante", explica la todavía delegada del Govern.

miquel royo

Miquel Royo asumirá la delegación del Govern ante la UE / Archivo

Fortalecer el proyecto europeo

Serret se despide de su trabajo destacando la oportunidad de trabajar por una Unión Europea "más fuerte y próxima a los ciudadanos" y el hecho haber contribuido a fortalecer la voz de las regiones en el proyecto europeo, que considera que ahora se vuelve más "necesario que nunca".

Serret, junto con Lluís Puig (JxCat), ya han entregado las credenciales al Parlament como electos. Quien no lo ha hecho, y tampoco se espera que lo haga, es el cabeza de lista y presidente de Junts, Carles Puigdemont. Puigdemont renunciará al escaño de la cámara catalana para mantener su escaño en la Eurocámara y, en su lugar, Josep Costa entrará en el Parlament. Está previsto que este viernes se constituya el pleno de la cámara catalana.

 

Foto principal, Meritxell Serret / Archivo

 

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat