El independentismo institucional y civil ha salido pocas horas después de que la Guardia Civil detuviera a un grupo de empresarios vinculados al procés para denunciar el operativo y mostrar "unidad ante la represión".

En un breve acto organizado por la Assemblea y Òmnium en la plaza Sant Jaume de Barcelona, los máximos representantes políticos del movimiento se han hecho una foto conjunta frente al Palau, queriendo mostrar unidad ante este nuevo ataque del Estado español.

El primero al dirigirse a los asistentes y los medios ha sido el president Quim Torra entre gritos de "president". "En plena pandemia nos volvemos a encontrar que el Estado dialoga en forma de detenciones, es una aberración. Los esfuerzos se tienen que poner al salvar vidas", ha exigido.

"Independencia compañeros. No saldremos adelante si no es así. Tenemos que ejercer la fuerza que nos habéis dado. Que se oiga la voz de los independentistas catalanes en todas partes", ha reivindicado.

Acto seguido ha hablado la consellera de Presidencia, Meritxell Budó, que ha anunciado que el Govern ha puesto sus servicios jurídicos a disposición de los detenidos que trabajan para el Ejecutivo. "Queremos manifestar la preocupación por este operativo. Demasiado a menudo hemos visto cosas así que han acabado en nada", ha denunciado.

Acompañando a Budó y Torre en nombre del Govern también estaba el vicepresident con funciones de president, Pere Aragonès, aunque no ha pronunciado ningún discurso.

El vicepresidente de Òmnium, Marcel Mauri, ha calificado el día de hoy de "nueva jornada de vergüenza democrática". "No se para la voluntad del Estado de perseguir la disidencia. El único objetivo del Estado es la persecución política. Hace tiempo que tenemos nuestro presidente en la prisión y hoy sumamos nuevas personas reprimidas", ha criticado. "Hace falta urgentemente que volvamos a demostrar que tenemos un proyecto político ganador para emanciparnos", ha instado.

Por su parte, la presidenta de la Assemblea, Elisenda Paluzie, ha llamado a "no engañarse, asegurando que las detenciones se producen por el hecho de ser independentistas. "Es por eso que los persiguen y que los han detenido", ha apuntado.

Los matices de los partidos

Por parte de JxCat ha hablado la diputada y líder de la formación en Barcelona, Elsa Artadi, que ha acusado al Estado de "buscar la muerte civil del independentismo" y de utilizar las detenciones "para tapar que ayer fue 27 de septiembre [tercer aniversario de la declaración de independencia] y las fiestas de las élites madrileñas". "La mesa de diálogo no sirve para acabar con la represión", ha añadido.

Por su parte, Marta Vilalta, secretaria adjunta de ERC, ha hecho un llamamiento a no caer en la desunión y división. "Esto es lo que busca el Estado", ha aclarado. Durante ha sido entonces cuando un pequeño grupo de personas que había concentradas siguiendo el acto han lanzado algunos gritos contra la mesa de diálogo con el Estado y contra ERC.

"¡Fuera la mesa de diálogo!", "¡no dialoguéis!", han gritado. Después también se ha oído algún grito contra el partido que preside Oriol Junqueras: "Sois cómplices, traidores, botiflers"!.

"Gritad, gritad tanto como queráis. La solución del conflicto pasa por la amnistía y la autodeterminación", ha reivindicado una Vilalta que ha concluido su intervención entre gritos y aplausos.

El portavoz de la CUP en el Parlament, Carles Riera, ha exigido "la liberación inmediata" de los detenidos y ha dicho que el 'único camino es el de la libertad". "Ganar la independencia y la amnistía. Movilización, unidad anti-represiva y ejercer nuestros derechos, alcanzar la República independiente", ha reivindicado.

El líder de Demòcrates, Antoni Castellà, ha estado el más contundente asegurando que "hace falta un Govern que controle el territorio y levante la declaración de independencia". "Cualquier intento de diálogo con el Estado ha fracasado. Ante la vía unilateral de la represión sólo queda la vía unilateral de la independencia", ha exclamado entre aplausos de los concentrados.

Por último, el presidente del PDeCAT, David Bonvehí, ha comentado que "es importante que todos los matices del independentismo hacemos un acto conjunto para denunciar la represión". En referencia a los empresarios detenidos, el líder del partido ha explicado que "son buenas personas, patriotas que han ayudado al procés independentista".

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat