El consejero de Sanidad del Gobierno de la ciudad autónoma de Ceuta, Javier Guerrero (PP), ha confirmado este jueves que se vacunó hace "tres o cuatro días" de la Covid-19 pero ha advertido que no presentará su dimisión porque no ha "incumplido" ningún protocolo, ya que es "personal de salud pública que trabaja en la gestión directa de la pandemia".

En una comparecencia de prensa, el consejero ceutí ha salido al paso de las declaraciones del diputado de Caballas en la Asamblea de Ceuta, Mohamed Alí, quién denunció en su cuenta de Twitter que tenía constancia de que Guerrero y otros miembros de su departamento se habían vacunado sin corresponderles.

El consejero ha aclarado que de la Consejería de Sanidad se han vacunado diez personas pero que se ha seguido el protocolo "al pie de la letra".

Javier Guerrero se ha defendido de las acusaciones con base en un epígrafe del punto 2 de la vacunación "donde se recoge que se tiene que vacunar el personal de salud pública que trabaja en la gestión directa de la pandemia y el personal y si analizamos ese punto 2 soy personal sanitario de la Consejería de Salud Pública, la máxima autoridad de esa Consejería y trabajo en primera línea desde hace casi un año".

Y ha detallado: "Nadie puede criticarme no luchar en primera línea desde hace casi un año, no me ha preocupado mis miedos y temores, he estado en un gimnasio lleno de positivos, en el hospital ... pero ha sido la recomendación expresa de mis técnicos lo que hizo que decidiera vacunarme hace tres o cuatro días".

“Yo no quería vacunarme”

Ha añadido que "no es cierto" que se haya "saltado" ningún protocolo ni estrategia: "Yo no quería vacunarme pero mis técnicos me dijeron que si no me vacunaba yo ellos tampoco lo harían, sobre todo pensando en mi vulnerabilidad por mi diabetes y tensión".

No obstante, ha asegurado que su vacunación y de otros nueve miembros de la Consejería se hizo en el Hospital Militar "sin ningún incumplimiento, ni vulnerar nada ni alterar ningún protocolo porque se ha vacunado el personal de salud pública que debía vacunarse con base en el grupo 2 y al punto del epígrafe del Ministerio de Sanidad".

Guerrero ha aclarado que el presidente de la Ciudad, Juan Jesús Vivas (PP), le ha pedido explicaciones y ha asegurado: "Se las he dado y me ha mostrado su total apoyo así como del Gobierno local porque ellos saben mi trabajo y también saben que no quería vacunarme".

El consejero ceutí también ha puntualizado que "si supiera que lo he hecho mal o no tengo el apoyo no dude que no estaría aquí pero no he hecho nada malo".

No se compara con Murcia

No se ha querido comparar a lo ocurrido en Murcia "porque es otro tipo de actuación y de vacunación, a pesar de lo cual yo estoy en manos del presidente de la ciudad".

El consejero ha agradecido el apoyo recibido en las últimas horas por parte de todo el personal de la Consejería y de otros sectores como la Policía Local y ha valorado el trabajo de su personal "porque son parte de mi familia y grandes trabajadores".

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat