El exministro de Justicia y diputado del PP, Rafael Catalá, vuelve al sector privado cuando no han pasado ni seis meses de la moción de censura que tumbó el gobierno de Mariano Rajoy. Curiosamente el exministro se incorporará al despacho de abogados Herbert Smith Freehills, despacho que en enero pasado renovó uno de sus contratos clave con el Estado: el asesoramiento del gobierno español en los pleitos que mantiene con inversores internacionales por los recortes en el sector de las renovables, según informa el diario a La Información.

El enero pasado el ministro de Energía Álvaro Nadal adjudicó en el despacho donde se incorpora ahora Rafael Catalá el contrato de asesoramiento a la Abogacía del Estado, contrato que tiene una duración de 27 meses y fija cada hora de trabajo en 300 euros. El contrato, negociado por la vía urgente y sin publicidad, está valorado en 1,18 millones de euros. El anterior contrato, con fecha de octubre del 2011, tenía una duración de cuatro años y estaba valorado en 2,8 millones de euros.

Catalá no se incorporará coma socio, sino como miembro del comité asesor. No tendrá exclusividad, ni relación directa con los clientes, hecho que le permitirá mantener su acta de diputado.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat