El abogado Gonzalo Boye, personado en la causa de Luis Bárcenas como acusación particular, ha pedido que el extesorero hable claro de una vez: "Tiene que dejar de jugar y entender que esto es un juzgado y no un casino. Estamos deseando ver toda la tabla de acusaciones que da". Por eso, hace una advertencia: "Tenemos que aplicar el Código Penal si colabora realmente con la justicia, dice la verdad y aporta pruebas, pero tiene que ser coherente, y si quiere colaborar no puede ir contra este y no contra el otro". Por eso, pide que no segmente su declaración.

En declaraciones a Els matins de TV3 y, delante de las puertas de la Audiencia Nacional, Boye reitera que este juicio está "estrechamente ligado con la operación Kitchen". La corrupción directa cuesta a las arcas públicas más de 10.000 millones de euros anuales, una cifra que el abogado ha recordado para poner el acento en la necesidad de clarificar todo el entramado corrupto. Este lunes se ha dado el pistoletazo de salida al juicio de la caja B del Partido Popular y los famosos papeles de Bárcenas.

Pide la comparecencia de Aznar y Rajoy

Ahora habrá que saber qué recorrido tienen los delitos i si están prescritos. Esta cuestión también la tiene en cuenta Boye: "A pesar de todo, tienen relevancia penal y parece que saben algo que los demás no sabemos". Todo dependerá de cuándo sitúe los hechos Bárcenas, de los años que han pasado desde entonces y de la declaración "honesta y coherente" que haga el extesorero. El abogado también pide que los dos expresidentes populares, José María Aznar y Mariano Rajoy, "tendrían que aclarar sus papeles porque todo el mundo "es igual ante la ley, ya lo dijo el Rey".

De momento, lo que ha solicitado Bárcenas es un cara a cara con Rajoy en un juzgado. Para eso, la defensa del extesorero del PP ha pedido a la Audiencia Nacional un careo con el expresidente del Gobierno si este presentara alguna "contradicción" durante su declaración como testigo con lo manifestado por Bárcenas sobre la existencia de una contabilidad paralela al partido, la conocida como caja B del PP. Gustavo Galán, abogado del extesorero, se ha sumado durante la exposición de cuestiones previas a la petición que Rajoy declare como testigo en el juicio por el presunto pago de la reforma de la sede nacional, en la calle Génova, con dinero procedente de la financiación irregular del partido.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat