La escabechina política de Pedro Sánchez ha renovado la estructura (y la media de edad) del PSOE. El juego de sillas para relevar las viejas figuras que se marchan, como la hasta ahora vicepresidenta primera Carmen Calvo, o el exministro de Transportes José Luis Ábalos, ha provocado cambios en las profundidades del partido. Uno de estos relevos, el de Pilar Llop por Juan Carlos Campo en el ministerio de Justicia, ha provocado el ascenso de Ander Gil como nuevo presidente del Senado, que hasta ahora ocupaba la posición de portavoz de los socialistas en esta misma cámara.

Aunque Gil tendrá que superar la votación del pleno del Senado para ser proclamado presidente, todo apunta que lo conseguirá, puesto que el PSOE posee una mayoría simple en la Cámara Alta.

¿Quién es Ander Gil?

Nacido en Baracaldo (Vizcaya) en 1974, Gil ha pasado gran parte de su vida política a la Cámara Alta, alcanzando la posición de senador por Burgos en el 2011. De la misma manera que muchas de las caras nuevas que Sánchez ha ascendido, Gil se inició haciendo política municipal, concretamente como concejal de Cultura de su pueblo, Valle de Mena (Burgos), a finales de los años noventa.

En el 2017 pasó a ser el portavoz del grupo socialista en el Senado, cargo que ha ocupado hasta ahora, relevando a Vicente Álvarez Areces. En el 2018, Gil recibió el premio al 'Senador del año' por la Asociación de Periodistas Parlamentarios.

Arran de las elecciones generales del 2019, el PSOE alcanzó la mayoría absoluta en el Senado, que pasó a simple después de la repetición electoral. Ahora, a consecuencia de los cambios al PSOE, Gil relevará Lobo, quién a su vez ocupará la vacante de Campo en el ministerio de Justicia. Así, Gil ascenderá a la presidencia del Senado, la cuarta posición más alta dentro del Estado, precedido solo por el rey Felipe VI, el presidente Sánchez y la presidenta del Parlamento, Meritxell Batet.

A favor de los indultos

A diferencia de muchas de los jarrones chinos del PSOE, Gil se manifestó a favor de los indultos a los presos políticos independentistas, considerando que la medida de gracia concedida por Sánchez "deja atrás el 1-O y el desprecio al que pensamiento diferente". Este posicionamiento se alinia con el discurso emprendido por las caras nuevas del PSOE, y se aleja de figuras como Ábalos, a quien ha costado más contener.

"Empezamos un nuevo tiempo", proclamó en una rueda de prensa, "el diálogo es la única vía para dar respuesta a los conflictos".

En la misma intervención, Gil criticó el "inmovilismo" del PP que, según él, "llevó al desastre" a Catalunya, recordando que durante el mandato de los populares se produjeron las leyes de desconexión y el referéndum del 1 de octubre.

 

Foto principal: el nuevo presidente del Senado, Ander Gil / Europa Press

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat