Pymes y grandes empresas del sector industrial se podrán beneficiar próximamente de una nueva convocatoria de ayudas para actuaciones de eficiencia energética. Con estas ayudas, la Generalitat de Catalunya quiere incentivar la industria hacia la transición energética para hacer frente a la emergencia climática y conseguir una mayor competitividad de las empresas. El plazo para presentar las solicitudes, que gestionará el Institut Català d’Energia (ICAEN), acabará el 30 de junio.

La dotación es de 35 millones de euros, que se suman a los 48 millones de la primera convocatoria. El ICAEN publicará próximamente en el DOGC la nueva convocatoria, que tendrá exactamente las mismas características y requisitos que el anterior.

Todas las empresas interesadas tendrán que formalizar su solicitud y lo podrán hacer a partir del día siguiente de la publicación. Las ayudas se concederán por orden de entrada de la solicitud.

Hacia la descarbonización de la industria

Específicamente, se trata de acciones enfocadas a la descarbonización de la industria, con especial relevancia en el ahorro de energía, la eficiencia energética, el aprovechamiento de energías renovables y el incremento de la productividad con el mismo consumo energético. La convocatoria se aplicará a actuaciones de mejora de la tecnología en equipos y procesos industriales o bien de implantación de sistemas de gestión energética industrial.

En cualquiera de los casos, se requiere de una inversión elegible mínima por parte del empresario, de 75.000 y 30.000 euros respectivamente.

Se pueden presentar conjuntamente varias actuaciones para poder llegar a la inversión mínima de cada una de las tipologías, siempre y cuando se efectúen en una misma ubicación industrial y que cada una de las actuaciones se presenten por separado. El importe máximo de la subvención para proyectos en una misma ubicación industrial es de 9 millones de euros.

Los beneficiarios son pymes y grandes empresas del sector industrial, así como empresas tratadoras de residuos. También las empresas de servicios energéticos (ESE) que actúan en función de un contrato con alguna de las empresas indicadas.

La industria, el principal consumidor de energía en Catalunya

Después del transporte, la industria es el segundo sector consumidor de energía final en Catalunya, con un 25,5% del consumo total. Si se valora en energía primaria, aquella que resulta de la primera transformación, la industria, incluyendo todo el sector energético, es, con mucha diferencia, el principal consumidor de energía del país.

Las ayudas pretenden incentivar y promover actuaciones que reduzcan las emisiones de CO2 y del consumo de energía final mediante la mejora de la eficiencia energética alcanzando los objetivos que fija la directiva europea.

De esta manera, la nueva convocatoria favorece la descarbonización del sector industrial, vinculado al trabajo que está realizando el Govern en la elaboración de una Ley de la Transición Energética con el fin de establecer los instrumentos para conseguir un modelo energético totalmente descarbonizado el año 2050.

El objetivo es que Catalunya llegue a tener entonces una economía y una sociedad de baja intensidad en el consumo de recursos materiales, baja intensidad energética y neutralidad carbónica.

Este hito se alinea con los objetivos europeos al horizonte 2030. Concretamente, que un 32% del consumo bruto de energía final sea de energía de origen renovable, llegar al 32,5% de mejora en eficiencia energética en comparación con las proyecciones de futuro del consumo de energía y reducir las emisiones de gases de efecto invernadero un 40% en relación a las emisiones del año 1990.

se industria unsplash

Menos energía es más futuro

Catalunya es una de las principales regiones industriales de Europa y quiere seguir siéndolo. Por eso, la Generalitat promueve y fomenta la transición energética bajo un modelo de industria 4.0. En esta línea, las ayudas tienen que permitir que el sector pueda ser más competitivo reduciendo el consumo de energía necesario para desarrollar su actividad.

La industria es un sector clave para la salida de la crisis por el hecho de que es fundamental para la mejora de la productividad, la innovación, la internacionalización y la calidad del empleo, además de la capacidad tractora que tiene con respecto a buena parte del resto de sectores económicos.

El programa de ayudas para actuaciones de eficiencia energética en pyme y gran empresa para el sector industrial proviene de los recursos territorializados del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), concretamente, del Fondo Nacional de Eficiencia Energética. Se trata de un fondo coordinado por el IDAE, el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía del Gobierno, y gestionado en Catalunya por el ICAEN.

El Institut Català d’Energia es la entidad de la Generalitat encargada de elaborar y llevar a cabo la política energética catalana y de liderar la transición energética en Catalunya hacia un modelo energético innovador, renovable, limpio, eficiente, competitivo, descentralizado y distribuido, participativo, democrático y socialmente inclusivo.

Para más información sobre la convocatoria, podéis consultar la web del Instituto Catalán de Energía.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat