El fracaso de la cruzada anti-independentista de los Tous ha escrito un nuevo episodio. La ex Fundación Tous, actual Fundación Convento Santa Clara, ha celebrado este viernes una cena benéfica por recaudar fondos para los más desfavorecidos del Bages. Tal como adelantó en exclusiva En Blau, la familia de joyeros manresanos, que mantienen una contribución a la nueva Fundación, no fueron al acto para evitar coincidir con las dos mujeres independentistas a las que quisieron echar: Helena Rakòsnik y Pilar Rahola. Sor Lucía tiene buena relación con las independentistas que los Tous quisieron purgar y han colgado una imagen sonriente:

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Tres amigas en el Sopart, la cena solidaria de la Fundación del Convento de Santa Clara. #invulnerables

En tabla|puesto shared by Pilar Rahola. (@pilar_rahola) donde|dónde

La noche fue todo un éxito, más de 200 comensales, y se recaudaron 30 mil euros. La otra buena noticia es la derrota de una purga independentista sin sentido. Según ha podido saber en exclusiva En Blau, los dirigentes de la Fundación pidieron formalmente a Helena Rakòsnik y a Pilar Rahola que vuelvan al patronato de la Fundación, de donde los Tous quisieron apartarlas. Las dos se habían distanciado voluntariamente un tiempo, hasta que las aguas unionistas se calmaran. La familia Tous no fue a la cena, ni fue formalmente invitada ni pagaron el cubierto. Muchos otros, independentistas o no, fueron:

Otros VIPS que habrían disgustado al unionismo como Joel Joan, Antoni Bassas, Artur Mas, Xantal Llavina, Itziar Castro, Queco Novell, Anna Bertran, Peyu, Natxo Tarrés, Beth Rodergas, Mari Paz Huguet y Lluís Llach, que sufrió la mala noticia de la noche, y se tuvo que ir cuando le comunicaron la muerte de Laura Aimerich, su guitarrista.

rosa oriol tous GTRES

Archivo / GTRES

El resumen de la noche es: ni rastro de los Tous y varios miembros del antiguo patronato pidiendo a las independentistas purgadas que volvieran. Según ha podido saber En Blau aceptaron. En el ambiente general estaba el ánimo de dejar atrás la polémica Tous teniendo claro que la purga vino de las hijas Tous, no del matrimonio de Rosa Oriol y Salvador Tous. La empresa joyera sigue un camino y la Fundación Convent Santa Clara el suyo. Pueden ver su actividad aquí.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat