En estos últimos días no se habla de otra cosa que de los PCR anales para detectar el coronavirus. Un mecanismo, según un médico chino, muchísimo más eficaz que el de poner un palito por la nariz y boca para saber si una persona está o no infectada. Una práctica que ha revolucionado a todo el mundo, y de la que han hablado en el programa de Ricard Ustrell en TV3, Planta Baixa, el lunes 1 de febrero nada más empezar.

ustrell y un vaso TV3

Ricard Ustrell, TV3

El reloj marcaba las once, hora en la que muchas personas hacen un parón en su trabajo para hacer un desayuno rápido y recargar energías. Un detalle que poco o nada ha importado al presentador de Sabadell, quien ha puesto la directa y ha soltado una impactante y escatológica confesión que ha dejado sin palabras a sus compañeros y seguro ha removido el estómago a más de uno. Ustrell ha echado la vista atrás y, aprovechando el tema de las PCR anales, ha recordado una época de su vida en la que tenía graves problemas para ir al baño.

ustrellita TV3

Ricard Ustrell, TV3

"Estaba estreñido y fui de urgencias", ha empezado diciendo el de TV3. Acto seguido, se ha cubierto de gloria contando lo que los médicos hicieron con él para solucionar el incómodo y pesado problema que sufría. "Me pusieron un litro y medio de agua por allí dentro y salió de todo. Eso sí, no fue inmediato. Tardó un poco". Pues eso, que todo fluya y que nada influya.

T'ha fet servei aquest article? Per seguir garantint una informació compromesa, valenta i rigorosa, necessitem el teu suport. La nostra independència també depèn de tu.
Subscriu-te a ElNacional.cat