El marido de la exministra María Dolores de Cospedal actuaba como enlace con el excomisario José Manuel Villarejo y este último le informaba de grabaciones e investigaciones policiales que se llevaban a cabo en el marco del caso Gürtel. Eso es lo que revelan unos audios a los que ha tenido acceso Moncloa.com que corresponden a llamadas telefónicas entre Villarejo e Ignacio López del Hierro, el marido de Cospedal.

Villarejo y del Hierro habían pactado limitar los perjuicios para el PP por la trama Gürtel y por el tono de las conversaciones se nota que la relación que tenían era próxima; en una ocasión bromean: "Hemos hecho muchas maldades juntos, pero ya todas se nos han olvidado je je je".

Los audios que ha conseguido el citado digital son del año 2009, entre junio y noviembre, época en que el juez Baltasar Garzón había ordenado las primeras detenciones después de hacerse público el caso en febrero de aquel mismo año.

Como se puede escuchar en el audio, del Hierro llama al comisario para saber cuáles serán los futuros movimientos de la policía y de la justicia en relación con la trama Gürtel. La Moncloa.com asegura que del Hierro llamaba Villarejo casi cada semana en busca de información, siempre hablando en clave y sin decir nombres de personas.

Después de un encuentro en el que Villarejo y el marido de Cospedal criticaron el comportamiento de Bárcenas respeto a los mandos policiales, donde Villarejo pidió que "un toque al Barbas (Rajoy) y que se tranquilice (Bárcenas) porque fíjate qué espectáculo", del Hierro vuelve a llamar al comisario. Es la conversación que se recoge en el vídeo que se puede ver más arriba.

"Rubalcaba no era partidario de la línea dura"

Alfredo Pérez Rubalcaba fue uno de los instigadores de la investigación de la trama Gürtel, esto es lo que asegura el marido de Cospedal en una llamada a Villarejo donde le dice que fuentes del PP le han asegurado que la investigación de la Gürtel la inició Rubalcaba, el entonces ministro del Interior con José Luis Rodríguez Zapatero.

La respuesta de Villarejo es que Rubalcaba "no era partidario de la línea dura en la causa", sugiriendo que la investigación no llegaría muy lejos. "Acuérdate que cuando María Dolores [de Cospedal] habla con él, el tipo baja la presión", dice Villarejo, ante lo que del Hierro contesta "Sí".

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat