La portavoz en el Congreso de JxCat, Laura Borràs, ha explicado que ha preguntado al ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, por el asesinato de Pedro Álvarez, muerto en 1992 a manos de un policía español. Borràs ha tomado esta decisión después de que JxCat se reuniera con el padre del chico, que cuando murió tenía 20 años.

"Después de la reunión con Juanjo Álvarez, padre de Pedro, el chico asesinado impunemente en L'Hospitalet del Llobregat el año 1992 por un policía español, desde JxCat hemos presentado esta batería de preguntas al ministro Marlaska. Nunca es tarde para reclamar justicia", ha manifestado Borràs en Twitter.

Las preguntas de Borràs a Marslaska

El caso se remonta al 15 de diciembre de 1992 por la noche, cuando Pedro Álvarez, junto a su pareja, caminaba por L'Hospitalet de Llobregat. Entonces, un vehículo que circulaba por encima de la velocidad permitida estuvo a punto de atropellar a su novia. Esta protestó ante el conductor, que la tiró al suelo. Entonces, Pedro se interpuso entre los dos y el hombre le disparó tres disparos a bocajarro. Diferentes testimonios recordaron el número de matrícula del vehículo, un Opel Vectra blanco.

Dos días después, por estos hechos, se detuvo a un agente del Cuerpo Nacional de Policía, que aquel día iba de paisano, pero que nunca se llegó a sentar en el banquillo de los acusados.

"El padre de la víctima ha denunciado irregularidades que podrían hacer sospechar de una cadena de encubrimientos", se expone en el escrito en el cual Borràs pregunta a Marlaska. Entre estas se encuentran con que no se acordonó la escena del crimen, tampoco se investigaron los neumáticos del vehículo ni identificaron a la mujer que viajaba con el sospechoso. Además, se apartó o ascendió a todas las personas relacionadas con el caso.

"Por este motivo concluye (el padre) que el sospechoso es un miembro de las Fuerzas de Seguridad del Estado y está protegido por su sistema".

El caso, que no se ha resuelto en 27 años, está a punto de cerrarse. Por eso, ahora Borràs pregunta a Marlaska sobre qué medidas ha tomado el Ministerio de Interior para llegar hasta el final y dar una respuesta a los familiares de la víctima; si este ha abierto diligencias para averiguar por qué se produjeron estas irregularidades; así como si se ha hecho todo lo posible para localizar al sospechoso. "¿Cree el ministro Marlaska que estamos ante un caso flagrante de negligencia policial?"

Precisamente hace un mes, la Audiencia de Barcelona desestimó el recurso de la familia de Pedro Álvarez para reabrir el caso, ya que la sala consideró que este ya ha prescrito porque hace más de veinte años que se cerró el sumario, en 1995, contra el principal sospechoso, un policía nacional.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat