La ratificación de la victoria del presidente electo de los Estados Unidos, Joe Biden, está cada vez más cerca. Una vez sofocado el asalto al Capitolio protagonizado por seguidores de Donald Trump, las cámaras han seguido con el debate y el Senado ha rechazado este jueves una objeción al resultado de las elecciones de noviembre en el estado de Pensilvania, el último obstáculo que planea revisar antes de que el Congreso ratifique la victoria de Biden.

Por 92 votos a favor y 7 en contra, el Senado ha desestimado una objeción a los resultados en Pensilvania que habían presentado legisladores republicanos en la cámara baja con el apoyo de un senador conservador, Josh Hawley. "No esperamos más votos esta noche", dijo el líder de la mayoría republicana en el Senado, Mitch McConnell, después de la votación. Eso significa que, una vez que la cámara baja vote la moción sobre Pensilvania, ningún senador más respaldará una posible objeción en otro estado clave, y la sesión conjunta del Congreso ratificará en las próximas horas la victoria de Biden.

Objeciones que no prosperarán

Las objeciones presentadas en el Congreso no prosperarán, puesto que cada una de ellas debe superar una votación en el pleno y los demócratas, el partido de Biden, son mayoría en la Cámara de Representantes. Sin embargo, el presidente saliente, Donald Trump, no ha dejado de presionar a los legisladores y a su propio vicepresidente, Mike Pence, para que se arrogaran unos poderes que no les corresponden bajo la Constitución e interfirieran en una sesión que normalmente es simplemente un trámite formal.

Debate conjunto Senado y Congreso ratificación Biden asalto Capitolio EFeEl debate para la ratificación de la victoria de Biden prosigue tras el asalto al Capitolio / Efe

Insurrección fallida

Las arengas de Trump a miles de sus seguidores concentrados este miércoles en Washington resultaron en un asalto de cientos de esos simpatizantes al Capitolio, que se saldó con cuatro manifestantes muertos, 14 policías heridos y al menos 52 detenidos. Esa "insurrección fallida", en palabras de McConnell, disuadió a la mayoría de sus aliados en el Senado de sus planes de presentar o respaldar objeciones al resultado en varios estados clave donde ganó Biden.

Solo Hawley siguió adelante con su plan de desafiar el resultado en Pensilvania, aunque otros seis senadores republicanos se pusieron luego de su lado en la votación sobre el tema en el pleno del Senado. Antes de que le llegara el turno a Pensilvania, ningún senador republicano apoyó el intento de varios congresistas de objetar los resultados en otros tres estados clave donde ganó Biden: Georgia, Michigan y Nevada.

El procedimiento

Según la ley estadounidense, para desencadenar un debate y una votación en el Congreso sobre la posibilidad de rechazar el resultado en un estado, es necesario contar con al menos un congresista y un senador que apoyen la idea. La objeción en el caso de Pensilvania provocó que la sesión conjunta en el Congreso entrara en receso, para que cada una de las dos cámaras debatieran por separado sobre el tema, aunque el Senado pasó directamente a votar.

Unas horas antes, el Congreso votó también a favor de respetar el resultado de las elecciones en Arizona: el intento de rechazar lo votado en ese estado fracasó por 93 votos contra 6 en el Senado y por 303 contra 121 en la Cámara de Representantes. El debate sobre el resultado en Arizona había comenzado a primera hora de la tarde, pero quedó interrumpido por el asalto al Capitolio de los simpatizantes de Trump.

Al reanudar la sesión seis horas después, una vez despejado el Capitolio, ambas cámaras del Congreso continuaron el debate sobre Arizona, y después sobre el resto de estados que votaron el pasado 3 de noviembre para elegir a Biden. 

Imagen principal, Mike Pence i Nancy Pelosi retoman el debate de la ratificación de la victoria de Joe Biden / Efe

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat