El retorno de Marc Márquez cada vez está más cerca. Después de nueve meses alejado del asfalto, el de Cervera volverá a una moto este fin de semana en el Gran Premio de Portugal. Han sido momentos muy duros y que se tenía que conformar en ver a sus compañeros de MotoGP a través de la televisión.

"Veía que alguna cosa no funcionaba"

"Puede ser el momento más duro, si tengo que escoger uno, sobre octubre-noviembre que hacía ya dos-tres meses de la segunda operación y veía que no funcionaba alguna cosa. Los doctores tampoco sabían identificar qué era, pero veía que alguna cosa no funcionaba", ha comentado en rueda de prensa.

Y ha añadido: "Había semanas que hacía gimnasio, semanas que estaba con el brazo inmovilizado y la sensación del brazo no cambiaba. Me hacía analíticas, todo salía bien, pero notaba que alguna cosa no estaba bien. Al final, decidí operarme (tercera vez) porque había alguna cosa que no funcionaba, y así me lo recomendaron los doctores. Y allí salió la infección, pero era una infección tan leve que no tenía ningún síntoma, ni de fiebre, ni de aspecto. Fue duro porque no sabía lo que estaba pasando, me costaba coger una botella de agua en casa, me ponía nervioso lógicamente, lo pagaba con los míos. Y después fueron diez días duros en el hospital, pero ya ha pasado todo".

"No descarto nada"

El de Repsol Honda, campeón del mundo en ocho ocasiones, se quiere tomar con calma su retorno, pero no quiere descartar nada. "No he dicho que descarte nada, no descarto nada de entrada, pero no me fijo un objetivo, lo que salga. Cuanto mejor me vea, mejor saldrá", ha manifestado.

Marc Marquez Repsol Honda Portugal @marcmarquez93

Márquez con su equipo / @marcmarquez93

La intención de Márquez es que este fin de semana sea como uno cualquiera, pero no lo es. "Me gustaría que fuera así, pero el cuerpo sabe que no será un fin de semana normal. Tengo mariposas en el estómago, los nervios de volver a pilotar una moto. Es dar un paso más en mi recuperación porque todavía estoy haciéndola. Tengo molestias y es un paso más. Se trata de eso, de dar pasos pequeños", ha comentado en una entrevista con TV3.

El piloto catalán quiere volver a "disfrutar" y ha afirmado que "no seré el de antes". "Todo es un proceso, lo tenemos que asimilar. Estamos muy contentos de volver a la normalidad. Hace un mes que no cojo ninguna moto. Así lo decidimos con los doctores para consolidar el hueso. Es normal que haya nervios. Pero cuando salga a la pista, todo eso desaparece", ha remarcado.

 

Imagen principal: Marc Márquez en un circuito / Dazn

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat