Xavier Melero, el abogado de Joaquim Forn en el juicio al procés, ha acabado su alegato en el Supremo con una referencia a la película Amanece que no es poco, una intervención que ha sido celebrada por todos los cinéfilos. Este filme de José Luis Cuerda de 1989 fue grabado en tres pueblos de la provincia de Albacete y se ha convertido en todo un mito.

En la película había un actor catalán, Josep Sazatornil, Saza, que interpretaba a un cabo de la Guardia Civil que decía que el mayor problema de orden público que se podía producir en aquel pueblo era relacionado con William Faulkner, porque allí eran todos fans de su obra Luz de agosto. El problema es que a un escritor argentino residente en el pueblo se le ocurre plagiar Faulkner, lo que indigna a un paternal Saza y a los vecinos. Melero concluye que espera que España vuelva a ser como el pueblo de la película, en que la gente sólo se discute por Faulkner.

En realidad, Melero ha realizado otra referencia implícita a la película de Cuerda al afirmar que Paco (el operario responsable de los vídeos en el Supremo) es el único necesario "y todo el resto somos contingentes"; en realidad, en lAmanece que no es poco en un momento determinado, alguien dice: "Alcalde, todos somos contingentes. Sólo tú eres necesario".

Amanece que no es poco es una película mítica de José Luis Cuerda, que con una estructura de western nos sitúa de forma esperpéntica en la España negra. Está llena de personajes y situaciones irreales, siempre basados en los estereotipos de la España más tópica: hay campos donde crecen hombres como si fueran cebollas, la gente se pasa el día en la iglesia, el alcalde se ahorca pero sigue vivo y discutiendo, hay una mujer que tiene gemelos 10 minutos después de mantener relaciones... Se trata de una película sin presentación, nudo y desenlace, en el que se suceden las escenas surrealistas. Obviamente el pueblo que representa la obra no está ausente de conflictos ni de miserias (diga lo que diga el cabo Saza), pero Cuerda las aborda todas con simpatía. Al fin de la película, el cabo de la Guardia Civil trata de parar la salida del sol a tiros, porque el astro sale por el Oeste...

Por otra parte, el pueblo donde se sitúa la trama de Luz de agosto, que tanto admiran los habitantes del pueblo de Amanece que no es poco, es un pueblo del sur profundo de los Estados Unidos donde se lincha a un negro. ¿Los habitantes albaceteños admiran a Faulkner o al pueblo del sur profundo? Amanece que no es poco es un filme con una lectura muy abierta, que ha sido interpretado de formas muy diferentes.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat