El Gobierno ha decidido conceder una prórroga de cinco años a los restaurantes con discoteca que hay en la playa de Somorrostro, según ha adelantado El Periódico. En cambio, el ejecutivo español mediante el Ministerio de Hacienda sí que ha sacado a subasta 26 lotes de locales y establecimientos comerciales del frente marítimo de la Barceloneta, donde en los últimos meses se habían producido ataques con armas blancas.

Esta decisión aplaza el proyecto del gobierno de Ada Colau de remodelar el Puerto Olímpico. De hecho, el cierre de estos locales estaba previsto para este mes de mayo. Ahora, el proyecto de transformar la playa de Somorrostro en un espacio caracterizado por iniciativas de investigación y de economía azul se encuentra atascado.

Sin embargo, el concejal de Presidencia, Jordi Martí ha valorado positivamente el acuerdo del consistorio con el Gobierno: "El hecho de que se alquilen es en sí mismo positivo porque se evita que se consolide una actividad problemática. Además, ha celebrado que el Gobierno haya aprobado ampliar el recinto del CSIC en el local donde ahora mismo está la discoteca Opium.

Por el contrario, el portavoz de JxCat en el Ayuntamiento, también de nombre Jordi Martí, ve un "fracaso" el acuerdo al cual ha llegado Colau con el Ministerio de Hacienda. Martí ha recordado que el gobierno municipal "se había comprometido a recuperarlo para la ciudad", y ha señalado la falta de capacidad negociadora y nula influencia en el Gobierno, que también forman socialistas, comuns y Podemos.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat