Susanna Griso vuelve a sonreír. ¿Porque vuelve a tener sentado en plató a alguien como Salvador Illa? Es posible. Pero además, porque acaba de recibir una noticia que la tenía con el corazón en un puño.

Illa y Griso

Salvador Illa y Susanna Griso (Antena 3)

Desde hacía unos días, concretamente desde el pasado 17 de febrero, la presentadora catalana tenía una desazón que no la dejaba dormir tranquila. Aquel día ella misma anunció en las redes sociales que había desaparecido la perrita que había acogido desde hacía algunos meses, Kali. Una perrita galgo de color negro que había huido de su casa en Madrid: "¿Nos echáis una mano? Se asustó por unos petardos y está perdida. Lleva chip", era su mensaje desesperado a sus seguidores, al lado de dos fotos donde explicaba que el animal se había marchado de la urbanización de La Moraleja:  "No perseguir. Si la veis por favor avisad a los teléfonos que figuran abajo".

griso perrita gtres

Susanna Griso y su perrita Kali (GTRES)

Griso detallaba que la perrita era una perra con una cantidad de traumas. La quería tener en acogida, a este tipo de perros les viene muy bien tenerlos durante un tiempo. Tuve dudas porque uno de mis hijos es alérgico a los perros, pero estoy intentando que se acople. No está siendo fácil. Son palabras mayores… Le está costando adaptarse, la pobre perra viene con una cantidad de traumas". La presentadora de Espejo público no sabía dónde podía estar. Pero finalmente, la mejor de las noticias: "Kali ha vuelto a casa. Gracias por vuestra ayuda e interés", escribía en su cuenta de Instagram.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat