En Ciudadanos están huérfanos. La espantá de su oráculo naranja, haciéndose el digno, cuando en realidad todo es fruto de que las urnas le han cerrado la puerta en las narices, ha abierto la caja de los truenos. Ellos, especialmente Inés Arrimadas, lo maquillan diciendo que se abre una nueva etapa y que se siente con fuerzas de dar un paso adelante. Pero incluso Susanna Griso le ha recordado que muchos empresarios dicen que Cs es ahora un juguete roto.

arrimadas espejo publico con griso

Antena 3

Ciudadanos se hunde como el Titanic, dónde ya no es que no queden ni las ratas, sino que del barco se marcha incluso la orquesta. Lo deja Rivera, lo deja Girauta, y ahora lo deja Villegas, que ha anunciado que abandona la dirección del partido. Javier Nart o Arcadi Espada mojan pan. Y Arrimadas cada día que pasa debe tener más remordimientos de conciencia de quedarse al frente, si es que finalmente lo hace, de un partido que hace aguas por todas partes. La montapollos parece ahora la única cara visible de un partido herido ya veremos si de muerte. Pero que no se preocupe Arrimadas, que Josep Pedrerol tiene la solución a todos sus males.

pedrerol

@josep.pedrerol

Escuchando al presentador de El Chiringuito o leyendo lo que dice en las redes no es difícil imaginar lo que puso dentro de estas papeletas el pasado 10-N. Zurrando siempre que puede al independentismo y siguiendo los dogmas de Cs de lo difícil que es ser catalán en la Catalunya del procés hoy en día, queda claro que Pedrerol es un ciudadano con el corazón naranja. Y ahora, el periodista tiene la clave para salvar el presente y el futuro más inmediato de la formación: "El futuro de Ciudadanos pasa por unir fuerzas Inés Arrimadas y Manuel Valls. He dicho".

Muy mal tienen que estar en Cs si tiene que salir Pedrerol a dar ideas. Incluso, la foto que ha escogido es más borrosa que el futuro del partido. De momento, el tándem Arrimadas-Valls propuesto por él ya ha sido recibido con una mofa mayúscula en la red:

Veremos si hacen caso a su propuesta. Lo que no nos extrañaría es que cualquiera de estos días fiche como tertuliano de El chiringuito Albert Rivera ahora que no tiene trabajo.

T'ha fet servei aquest article? Per seguir garantint una informació compromesa, valenta i rigorosa, necessitem el teu suport. La nostra independència també depèn de tu.
Subscriu-te a ElNacional.cat