El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, ha propuesto este jueves la creación de los "ERTE de reestructuración", una fórmula para ayudar en las empresas afectadas por los cambios de demanda derivados de la crisis de la Covid. Según ha explicado el ministro en un acto del Consejo General de Economistas (CGE), los ERTE por reestructuración buscarán evitar la destrucción de empleo en aquellos sectores afectados por la Covid y un alud de ERE una vez se supere la pandemia. Al mismo tiempo, facilitará la transición de las empresas hacia otros sectores productivos y ofrecerá formación a los trabajadores.

Escrivá cree que la demanda también se puede ver afectada por cambios en las preferencias de los consumidores, como es en el caso del sector de los transportes, en los que prevé "algunos cambios estructurales" una vez superada la pandemia. Así pues, los ERTE de reestructuración serían de utilidad en estos casos, mientras que no contempla que lo sean en el caso del sector hotelero o de la restauración.

"Pienso que el sector hotelero español es competitivo y que volverá muy fuerte a toda Europa", ha comentado. Con respecto a la restauración, Escrivá ha señalado que, a pesar de tratarse de un sector donde el empleo es más volátil, "el impacto final no tendría que ser significativo".

Prórroga de los ERTE

Los ERTE tienen vigencia hasta el 31 de mayo, una fecha que según el ministro "es buena con respecto al calendario". Aunque no ha cerrado la puerta a alargarlos, cree que el Estado ha ofrecido bastante margen en las empresas, así como el tiempo suficiente para evaluar la situación económica durante los próximos meses. Sin embargo, algunos colectivos opinan que sería bueno prorrogarlos hasta el 31 de diciembre con el fin de sostener los negocios, tal como es el caso de los comerciantes y los restauradores.

En este sentido, Escrivá ha recordado que si bien el 75% de los trabajadores que estaban en ERTE en el punto más crítico de la pandemia ya se han reactivado, la mitad de los trabajadores más afectados por la pandemia, como los de la hostelería, todavía se encuentran en ERTE.

A pesar de estos datos, el ministro socialista ha querido reivindicar el papel de este instrumento económico durante la crisis, el cual "ha contribuido al mantenimiento de la economía en una situación muy compleja". "Durante la anterior crisis hubo una gran caída de actividad y de la ocupación, mientras que ahora tenemos una fuerte caída de actividad, pero el empleo está aguantando mucho mejor", ha subrayado.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat