La economía catalana ha registrado un crecimiento intertrimestral del 17,7% entre julio y septiembre —un punto por encima de la media española—, según los cálculos de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef). Catalunya sería la sexta comunidad donde más crecería el Producto Interior Bruto (PIB), superada solo por La Rioja (21,7%), Navarra (20,5%), Aragón (19,8%), el País Valencià (19,7%) y Asturias (18%).

Respecto al año anterior, sin embargo, la economía catalana experimentará un descenso del 12,6% en el tercer trimestre, según el Airef. Se trata de la tercera caída más acentuada del Estado, justo por encima de les Illes Balears (-21,3%) y las Islas Canarias (-13,4%). En el conjunto del Estado, el PIB entre julio y septiembre cayó un 8,7% en términos interanuales.

En el segundo trimestre, la economía catalana se hundió un 21,3% respecto al año anterior y un 16,9% respecto a los primeros tres meses del año, según el Idescat. La intensa bajada del Producto Interior Bruto (PIB) en el segundo trimestre se explica por la evolución negativa de la demanda interna (en un 19,7%) en todos los componentes, excepto el consumo de las administraciones públicas —que creció un 5,3%—. 

El repunte en el tercer trimestre se debe, sobre todo, a la reactivación de la economía tras la primera oleada del coronavirus, que vino acompañada de estrictas medidas. 

España repunta un 16,7% en el tercer trimestre

La economía española registró un crecimiento del PIB del 16,7% entre julio y septiembre, su avance trimestral más importante en la serie histórica que maneja el INE y que arranca en 1970. En tasa interanual, el PIB del tercer trimestre se contrajo un 8,7%. Sin embargo, la propia ministra de Economía Nadia Calviño reconoció recientemente que la reactivación económica se frenará en el cuarto trimestre como consecuencia de las nuevas restricciones enfocadas a parar la expansión del virus.

Los datos trimestrales estatales muestran una subida histórica del consumo de los hogares del 20,7%, en contraste con el desplome, también histórico, que registró este indicador en el segundo trimestre (-20,4%). Por su parte, el gasto público aumentó entre julio y septiembre un 1,1%, ocho décimas más que en el segundo trimestre, mientras que el gasto en consumo de las instituciones sin fines de lucro y al servicio de los hogares retrocedió un 0,4%, frente al aumento del 0,2% del trimestre previo.

 

Imagen principal: Vista recurso de la ciudad de Barcelona. Efe

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat