La crisis del coronavirus está afectando duramente al tejido empresarial de todo el país. Las ayudas económicas anunciadas por el Gobierno y también las de la Generalitat son "insuficientes" y "no tienen en cuenta la realidad del tejido empresarial", según explican los afectados. ElNacional.cat ha hablado con varios testigos, entre pymes y autónomos, para dar voz a la realidad que se les presenta. Es el caso de Ramon, de Marta, de J.B o de Georgina que, entre tantos otros, miran con incertidumbre los días que vendrán y se desaniman con las medidas anunciadas por las administraciones.

El plan de choque presentado por el presidente del Gobierno Pedro Sánchez se basa en una "movilización de 200.000 millones de euros" y, según explicó el martes en rueda de prensa, "pretende dotar de toda la liquidez necesaria a las empresas" y "evitar cierres y despidos". Por otra parte, desde la Moncloa se facilitan los trámites para presentar ERTE a las empresas que tienen una afectación directa, y que, por lo tanto, tienen que bajar la persiana o no pueden trabajar a causa del confinamiento. El ERTE consiste principalmente en una suspensión del contrato del trabajador con derecho a paro, el cual se repone al acabar el proceso. Pero, de entrada, el gobierno tiene que aceptar este ERTE y aquí es donde empiezan las quejas de los pequeños y medianos empresarios.

Pegas a las pymes

Hablamos con Ramon Royes, un empresario de Cervera que hace dos semanas que no factura y se ve con la necesidad de hacer un ERTE. El problema, explica, es que "para tramitar el ERTE me dicen que compararán las ventas de marzo de 2019 con las del 2020. Aquí hace 15 días que no suena el teléfono, pero sin embargo facturaremos más que el año pasado porque venimos de una dinámica de crecimiento, pero vender más no quiere decir ganar más dinero, porque también comporta más costes fijas. ¿De verdad que son tan incompetentes que este es la regla"?, se queja Royes.

En este sentido, el empresario explica que "una empresa que tiene un ritmo de crecimiento importante tiene que incrementar gastos porque tiene que contratar personal y comprar más mercancías y contratar más servicios. Suponemos que en condiciones normales este marzo de 2020 habría facturado un 75% más que en marzo de 2019 y el doble de la que será, pero como igualmente será superior a la del marzo pasado, probablemente nos rechacen el ERTE". Eso supone que Ramon, como tantas otras empresas que les pase lo mismo, tendrán que pagar nóminas, impuestos y Seguridad Social sin recibir ayudas y "cuando no tenemos ingresos". ¿"Dónde irán estos 200.000 millones que anunciaba el Gobierno?", se pregunta Royes. "Los pequeños empresarios y autónomos todavía estamos arrastrando la crisis del 2008 y nos sentimos solos y desamparados".

Los pequeños empresarios y autónomos todavía estamos arrastrando la crisis del 2008 y nos sentimos solos y desamparados

En J.B. es otro empresario que se encuentra en una situación parecido. También ha tenido que despedir temporalmente parte de su personal y aunque asegura que "es optimista", critica las medidas presentadas por el Estado porque asegura que lo que se está haciendo es perjudicar las empresas que son solventes. Él explica que "antes del virus ya había muchas empresas que no iban demasiado bien y no parábamos de ver un aumento de EREs. Ahora el riesgo no es que estas empresas no aguanten, el riesgo es que las que íbamos más o menos bien tampoco podrán aguantar. De esta manera, explica que su pronóstico es que "cuando volvemos a arrancar veremos a mucha más gente en paro, mucho más déficit público y uno espiral de crisis descomunal". "Cuando volvemos a arrancar no volverá a ir todo como antes, las previsiones que teníamos para nuestras empresas serán otras, se tendrá que revisar todo, muchos caerán...", explica el empresario. "Esta crisis es exactamente igual que el virus: si te coge sano es una hostia, pero si te coge enfermo te mata".

La auditora M.P., que prefiere mantenerse en el anonimato, explica a este diario que no para de recibir llamadas de clientes con problemas similares al de Royes. "Todas las ayudas por ERTE tienen letra pequeña, como por ejemplo que después tienes que aguantar el empleo inicial durante 6 meses, y que si no lo haces porque no puedes, tienes que devolver las ayudas; eso no tiene sentido", explica la experta. Hay muchos ejemplos de todos los sectores que no saben como pasarán el mes. "Una guardería, por ejemplo", asevera M.P., "en caso que le den ayudas, estas no llegarán hasta el 10 de mayo, como temprano. ¿Y qué tiene que hacer esta guardería mientras tanto? Como mantiene las instalaciones, los recibos, las nóminas... La gente se quedará sin líquido un mes y medio como mínimo", critica a la auditora.

Esta crisis es como el virus: si te coge sano es un golpe duro, pero si te coge enfermo te mata

De hecho, desde que una empresa presenta el expediente al Departamento de Trabajo hasta que se concede pasan cinco días hábiles, de manera que las empresas que han presentado ya las solicitudes no sabrán si se lo aceptan hasta esta semana. De todos modos, tal como explica Royes, la cuota de la Seguridad Social se tiene que pagar durante esta semana que viene, por lo cual muchas empresas que se encuentran en esta misma situación asumen que tendrán que pagar los impuestos igualmente. En Catalunya, en tan sólo una semana -la primera semana de "confinamiento" - el número de empresas que ha presentado un expediente de regulación temporal del empleo (ERTE) ya llega a las 16.957, y afecta directamente además de 210.300 trabajadores catalanes. Esta cifra significa al 6% de los empleados.

Los autónomos, entre la espada y la pared

El drama también llega a los autónomos, que no acaban de entender porque no se les suspende el pago de la cuota de autónomos que sube a unos 300 euros de media. Marta Riera, una fotógrafa y videógrafa autónoma, explica a este diario su situación. "Me han anulado el 100% de los trabajos de marzo, abril e incluso mayo. Empezó con el Mobile y desde entonces todo ha sido un efecto dominó. En cuestión de 4 días me he quedado del 100% al 0% de lo que tenía fijo. El mes de marzo he perdido entre 2.000-2.500 euros y en general serán más de 6.000 euros, porque doy por hecho que estos tres meses ya los he perdido", explica.

Lo único que pedimos los autónomos es que nos anulen la cuota de autónomos sin hacernos fuera de la Seguridad Social

Pero el principal problema es que "seguimos pagando la cuota de autónomos, el alquiler del piso que por suerte también es mi oficina, y todo el resto de cosas: seguro de autónomos, gestoría, etcétera. Como siempre, el colectivo vulnerable cuenta con medidas insuficientes", se queja Riera. "Lo único que pedimos los autónomos es que nos anulen la cuota de autónomos mensual sin hacernos fuera de la Seguridad Social. ¡Para hacer eso sólo hace falta un click al ordenador"!, reivindica. Pedimos que nos empleen los pagos trimestrales, ahora nos llega el pago de impuesto del abril trimestral, y tenemos hasta el 15 de abril para pagarlo. ¿Pero cómo pago un IVA que no he ingresado? Y además, las empresas que nos tienen que pagar el IVA nos están empleando pagos porque no tienen dinero", explica.

Para muchos, las líneas de ayudas a autónomos por parte del Gobierno y también por parte de la Generalitat "no tienen sentido" por las condiciones necesarias que implica. Para poder acceder a las ayudas, si la actividad no está directamente suspendida por el decreto, hay que acreditar una reducción drástica de la facturación, concretamente del 75% en relación al semestre anterior. En el caso de Marta, "si se tiene que comparar mi facturación con la del año anterior, en el 2019 giré las facturas más tarde porque eran proyectos largos y por lo tanto no me contará", explica, "pero evidentemente trabajé mucho más que este año". "Es una vergüenza porque casi el 20% del tejido empresarial es autónomo en Catalunya. Al final, los que hacemos las cosas bien y pagamos impuestos cuando toca somos los que pringamos".

Al final, los que hacemos las cosas bien y pagamos impuestos cuando toca somos los que pringamos

El caso de Georgina es todavía más insólito, pero también muy generalizado. Georgina Vich es una fisioterapeuta autónoma y, por lo tanto, su profesión no entra dentro de las que tienen que cesar la actividad por decreto. Como ella, entre odontólogos, fisios, podólogos, optometristas y logopedas son más de 25.000 profesionales a quienes les pasa eso, sumado a todo el resto de especialidades médicas. "Como por decreto no nos obligan a cerrar, automáticamente no recibiremos las ayudas rápidas y eso quiere decir que quien no tenga ahorros se va a hacer puñetas", lamenta. "En general sí que tendremos una rebaja del 75% de la actividad y quizás tendremos ayudas pero no por la vía rapiñada, sino por la vía lenta".

Además, las instrucciones que se les ha dado desde las administraciones "no tienen ningún sentido". Vich explica que "enviaron un comunicado al Colegio de Fisioterapeutas en que se nos decía que no podemos cerrar por decreto y que podemos seguir haciendo nuestro trabajo, eso sí, con necesidad de llevar EPIs -que no nos facilitan- y con la condición de mantener la distancia de seguridad de 2 metros con el cliente. ¿Saben qué es un fisio"?, se horroriza Vich.

Las administraciones siempre miran los grandes y no la pyme y los autónomos, que somos muchos más. El tejido empresarial catalán se va al garete

Al mismo tiempo, las ayudas "lentas" para autónomos prometen una cantidad de dinero a percibir que se calculará aplicando el 70% en la base reguladora de cotización. "Como no nos ayudan con el alquiler, las cuotas de autónomos se tienen que pagar igualmente, si te quieres acoger a las ayudas de los autónomos tienes derecho al 70% de la cotización mínima, que acaba quedando con 700 euros, pero con eso no llegamos a final de mes, porque el alquiler ya vale más de 1000 euros y la cuota sueño 300," critica la fisio. "Es una pena porque las administraciones siempre miran el grande y no miran la pyme y los autónomos, que somos muchos más. El tejido empresarial catalán se va al garete".

La crisis que viene

La situación y la gestión por parte de las administraciones no deja el tejido empresarial con demasiada esperanza. "Que no nos engañen, la situación sin el coronavirus tampoco hubiera llegado en septiembre. Parece que la crisis la haya provocado el coronavirus, pero ya estaba llegando, el virus ha dado un empuje y a la política ya le va bien porque así no se nota que no han hecho los deberes," explica M.P. En la misma línea lo dice el empresario J.B: "Viene una época muy bestia a nivel social y económico. Vamos hacia una crisis global de magnitudes estratosféricas, porque ahora por ejemplo China se está recuperando pero a nivel económico estarán fatal, porque el resto del mundo está mal y nadie les compra nada".

Eso comportará un aumento de la economía sumergida alucinante

Sobre la gestión de la crisis sanitaria, el empresario considera que "es muy triste ver que en el gabinete de crisis del Estado no hay ningún economista y que no están haciendo nada como es debido". Según él, "el problema es que no lo han detenido todo. Y por lo tanto no baja el virus y se deja un pitote a las empresas. La principal crítica que haría es que se ha hecho todo a medias tintas, si paramos lo paramos todo, pero sino no hacemos nada. Hacerlo como se está haciendo hace que el impacto sea mucho más bestia", critica.

El problema es que no lo han detenido todo, y por lo tanto no baja el virus y se deja un problema muy grande a las empresas

Finalmente, la auditora considera que "es inhumano como se está tratando a los empresarios" y cree, en la línea de los autónomos, que "eso traerá un auge de la economía en negro y sumergida alucinante", por todos aquellos que están decepcionados de ver que, a pesar de pagar cuando toca, no tienen ninguna ayuda. Con todo, M.P explica que se empieza a ver entre las pymes una red solidaria. "De una manera más o menos tácita, ha ido apareciendo una red solidaria entre pymes para pagar el 50% y aplazar el resto, lo está haciendo todo el mundo". Un gesto en cierto modo esperanzador en tiempos tan difíciles.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat