OT 2020 ya está aquí. Este domingo se ha estrenado la nueva edición del talent más famoso de TVE con la cifra más baja de espectadores en un estreno, un 12% de share, y con algunas novedades: nuevo jurado, con Nina al frente, nuevos profesores, con Iván Lavanda tomando el relevo de los Javis, y una elección de concursantes que deja entrever más talento de inicio que en pasadas ediciones. El estreno se fue desarrollando sin demasiadas sorpresas más. Vimos la buena sintonía entre la nueva hornada de triunfitos, que incluso se han hecho el mismo tatuaje: una chincheta y la palabra "ivo", por un cántico grupal: "Ivo, ivo, ivo, abrazo colectivo", que ya avisamos que escucharemos hasta en la sopa.

Sobre las actuaciones, algunos nombres que sorprendieron por la calidad de las interpretaciones y por voces que en algunos casos, no parecían corresponder a chicos y chicas de 18 a 26 años. Probablemente el caso más sorprendente fue el de Flavio, un chico tímido con gafas y una voz de crooner muy aplaudida:

Quedaba la guinda del pastel para el final. Última actuación de los 18 aspirantes. Samantha, una concursante valenciana con un 60% de sordera, emocionaba al público y a la red con su interpretación de "Que tinguem sort" de Lluís Llach. Sonaba el catalán en la primera gala de Operación triunfo, un tema que conmovió y sorprendió a los espectadores y que ya había cantando la joven en la boda de su hermana:

Una elección poco habitual que fue recibida así:

Estaremos atentos a una concursante que hace años, cuando era más joven, en una fragmento de Diània Televisión, le hizo una 'dedicatoria' especialmente irónica a un Mariano Rajoy que entonces era presidente del gobierno:

Una concursante así se merece tener suerte en este concurso. 

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat