Susanna Gallardo y Manuel Valls ya son mujer y marido. Es oficial. La pareja contrajo matrimonio civil en la finca de la heredera del imperio Almirall en Menorca. Una boda vip con pocas celebrities pero sí muchos empresarios poderosos. Ya lo explicamos desde EN Blau: Isabel Preysler atrajo toda la atención de los fotógrafos que intentaron conseguir imágenes del acontecimiento, y siguieron su estela Mario Vargas Llosa, José Creuheras, Pedro Jota Ramírez o Félix Revuelta. También se ha informado de que asistió la jurado de 'Masterchef' Samantha Vallejo-Nágera, pero no tenemos testimonio visual. Tampoco de la celebración de la boda, al menos por parte de las agencias de información. Pero se habla y mucho del baile de entrada de los novios al convite. Hay imágenes que corren por las redes i que dejan boquiabierto por un detalle.

 

Valls convidats preboda Menorca GTres ok

Valls invitados preboda Menorca GTres 

Según explican algunos invitados al acontecimiento, los novios entraron en la sala al ritmo del "Volare", reinterpretado por los Gipsy Kings (quizás por eso de la boda gitana de tres días). Radiantes. Los dos de blanco riguroso, al estilo isleño. Ella con el ramo de flores en una mano, mientras que con la otra estiraba de su marido, un poco menos expresivo que su mujer y portando un sombrero de ala blanca con franja negra. Pero felices, no hay ningún tipo de duda. La pareja iba recorriendo el perímetro de la sala entre saltos muy divertidos, hasta que el estribillo de la canción les hace ocupar el centro de la pista, donde bailan como descosidos. Precismanete comom los zapatos del novio. Una boda de campanillas, la reina de corazones (Preysler) allí presente, ricos en abundancia, glamour, lujo, poder... Y Manuel Valls no había visto que sus zapatos daban, sencillamente, pena. La suela, descosida (o despegada) del resto de la pieza, ofreciendo un espectáculo impropio. Además, parecía tratarse de un modelo de calzado muy básico, más acorde para conciertos populares que en la boda de una multimillonaria. ¿Será la influencia de pactar con los Comunes en el Ajuntament de Barcelona la que está transformando al concejal de los 20.000€ al mes? Con este dinero podría haber pasado por alguna zapatería, que en Menorca tienen muchas y muy buenas. Bromas aparte, el calzado era cutre, parecía dejado, explican.

Boda Gallardo Valls EFE

Boda Gallardo Valls EFE

En todo caso, cada uno hace lo que más le gusta el día de su boda. Faltaría más. Y ellos, según las crónicas, parecían muy felices. Felicidades y que el amor dure mucho tiempo.

T'ha fet servei aquest article? Per seguir garantint una informació compromesa, valenta i rigorosa, necessitem el teu suport. La nostra independència també depèn de tu.
Subscriu-te a ElNacional.cat