La venta de e-books desde que empezó el confinamiento por el coronavirus ha crecido por término medio un 50% tanto en las editoriales que publican en castellano como en catalán, según datos de la principal distribuidora de libros digitales, Libranda. Casi una semana después del inicio de las restricciones, las alternativas de consumo literario ya se notan tanto en grandes grupos como en pequeñas y medias editoriales, que han experimentado un "fuerte" incremento de ventas de e-books. Algunas, más interés en las últimas novedades, y de otros, lo han notado en mayor medida en las ventas de títulos de fondo de referencia. Según la plataforma de lectura digital Nubico, el tiempo dedicado a la lectura se ha incrementado también un 50%.

El incremento de ventas de e-books se ha registrado tanto en grandes grupos como Planeta o Penguin Random House, como editoriales como Libros, Enciclopedia Catalana, la Galera, Anagrama, Gustau Gili, Edebé, Galaxia Gutenberg, Alba, Roca Editorial, Libros del Asteroide o Duomo Ediciones.

En el caso de Planeta, el incremento desde el viernes 13 de marzo ha sido del 40%, un fenómeno que se repite en todos los 'retailers' online: Kindle, Tagus, Kobo, Apple y Google. En este caso, el aumento de ventas se ha notado especialmente en libros recientemente publicados, como las novedades de Almudena Grandes, Santiago Posteguillo, Megan Maxwell, Dolores Redondo o Javier Cercas.

Con sólo una semana de confinamiento, las editoriales se emplazan a más adelante para analizar si el aumento del consumo digital es consecuencia del cierre de librerías (y por lo tanto hay una migración de la lectura en papel a la lectura en pantalla), o bien, alternativamente, el incremento proviene de lectores digitales que han anticipado sus compras online a causa del confinamiento. Según el último Barómetro de Hábitos de Lectura y Compra de Libros en España, el porcentaje de lectores en soporte digital es del 29,1%.

Otros editoriales como Libros también han notado un fuerte incremento de ventas en novedades, como 'Carregades de raons', de Dolors Bassa y Montse Bassa, 'Trencar el silenci' de Mireia Boya, 'Guillem', de Núria Cadenes, y la crónica del 1-O 'Tota la veritad'.

Pero también han experimentado un aumento "significativo" de ventas en títulos de fondo, de autores como Fred Vargas, Camilla Läckberg, Marc Pastor, Marie Kondo o Agota Kristof. En global, esta editorial ha crecido en ventas digitales un 50%, en línea con el crecimiento del mercado.

El crecimiento medio del mercado los últimos días de confinamiento es, pues, del 50% según ha confirmado a la ACN Libranda, principal distribuidora del libro electrónico en las grandes tiendas digitales internacionales y en librerías independientes.

Consumo lector

Desde la plataforma de lectura digital Nubico, se observa un "gran incremento" en las altas de nuevos suscriptores, triplicando las cifras diarias habituales en los últimos cinco días. Además se ve un incremento "muy notable" del tiempo dedicado a la lectura, un 50%. "Es un hecho que la gente dispone de más tiempo libre, y una parte de este se dedica a la lectura digital", aseguran desde Nubico. Los géneros más leídos son novela contemporánea y novela negra.

E-books gratis en tiempo de cuarentena

La situación insólita de confinamiento ha llevado a numerosas editoriales a un mismo acto: descargas gratuitas de libros electrónicos. Una iniciativa iniciada por editoriales como Roca Editorial, Stonberg o Llibres del Delito al principio de semana, y que ha seguido todo el tejido literario, convencido de la contribución de la lectura, para amenizar las largas horas en casa.

Entre muchos otros, Club Editor ofrece por entregas en su web 'Historia de dos ciudades' de Charles Dickens; Anagrama cinco títulos entre los cuales 'Años felices' de Gonzalo Torné o 'Las cosas que perdimos en el fuego' de Mariana Enriquez; y Grup62 abre títulos como 'Dins el darrer blau', de Carme Riera o 'Les veus del Pamano', de Jaume Cabré.

Además de ofrecer contenidos en abierto, algunas como la Nova Editorial Moll hacen entregas a domicilio de los pedidos, extremando las precauciones y las medidas higiénicas. Pero a falta de novedades en papel, las pantallas mantienen viva la lectura bajo la etiqueta #JoEmQuedoaCasaLlegint.

 

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat