El Ibex, como se anunciaba, ha caído luchando por mantener los 11.000 puntos en una sesión en la que todo se seguía por Internet. A excepción del petróleo, dónde el Brent ha subido por encima de los 50 dólares al caer los inventarios de crudo en 5,247 millones de barriles, el triple de lo esperado.

El Popular ha sido la estrella de la jornada al centrar el interés de una sesión en la que no había referencias económicas concretas.

En EEUU, Trump ha justificado la salida del director del FBI, James Comey, mientras que en Europa Mario Draghi ha dicho que la recuperación es cada día más sólida y que los riesgos van a la baja, pero que las presiones inflacionistas están por debajo de los objetivos del 2%. Inversores comentaban que no estamos acostumbrados a bancos centrales cuyo objetivo es subir la inflación, a no ser que el peso de la deuda siga siendo muy alto.

Bajo estas perspectivas, el euro ha descendido a 1,0871 dólares mientras el Dow Jones retrocedía el 0,12% a media sesión. Ha sido una jornada de presencia obligatoria. A lo máximo, para estirarse hacia una ganga.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat