2 de septiembre. Vuelve la plana mayor a las principales emisoras del país. Mònica Terribas en El matí de Catalunya Ràdio, Josep Cuní en Aquí, amb Josep Cuní a SER Catalunya y Jordi Basté con El món a RAC1. Los pesos pesados de las ondas catalanas vuelven a ocupar las parrillas matinales después de unas merecidas vacaciones y empiezan una temporada que se presenta muy intensa, informativamente hablando. En Can Basté han empezado fuertes, entrevistando al alcalde de Vidreres, Jordi Camps, después de que un toro se escapara de un correbous y dejara un herido grave y una quincena de heridos más. O charlando en el estudio con el fundador de Open Arms, Òscar Camps, después de un verano vergonzoso por parte de las autoridades.

Jordi Baste pensativo @jordibaste

@jordibaste

Toda la carne en la parrilla en materia de invitados y toda la carne en la parrilla con respecto a la primera tertulia de la temporada. Como cada lunes de los últimos tiempos, el 'cortado party' se lo han tomando Màrius Carol, Alejandro López-Fonta, Antonio Baños y Pilar Rahola. La escritora ha vuelto con fuerza. Contundente cuando se hablaba de la barbarie de los correbous ("Usted será alcalde mucho tiempo, porque no se moja en nada... ¡Ya basta  del sufrimiento animal! Es una vergüenza para Catalunya globalmente, que haya fiestas donde los animales sufren. El sufrimiento con barretina es una vergüenza, igual que el sufrimiento con boina"). A Rahola el verano le ha sentado muy bien, teniendo uno de sus lunes más brillantes que se le recuerdan. Por su faceta implacable con aquello que le desagrada, como el maltrato animal. Pero también en su vertiente más hilarante.

pilar rahola GTRES

GTRES

El MOMENTO, en mayúsculas, y sin ningún tipo de duda, de esta reentré de Basté y Cía. en El món a RAC1 ha tenido como protagonista a Pilar Rahola y unos conejos. Mejor dicho, y un conejo. El suyo. Hablando de animales, el presentador recuerda una noticia reciente: unos 60 activistas entraron violentamente en una granja de conejos de Osona y se llevaron conejos, a pesar de encontrar la resistencia de los ganaderos en momentos de mucha tensión. Rahola interviene: "la manera de defender una cultura alimenticia más sostenible, no es ir a una granja y coger los conejos. Es matar una mosca a cañonazos". Carol le da la razón: "esto es que no es ni hacer protesta. Es que un día te cogerán y entrarán en tu casa y te cogerán el conejo de la nevera y te quedarás sin poder hacer los arroces aquellos que haces"... Pam. Rahola on fire, reacciona rápida: "yo no tengo conejos. Ahora diría una barbaridad y la callo... Es que yo sólo tengo un conejo". Y estalla. El ataque de risa de la escritora ha sido de aquellos imparables, de los que se contagian. Media Catalunya, yendo en coche al trabajo o desayunando, probablemente se hayan atragantado. Porque la carcajada era incontenible. Y todos se han abonado. Basté: "lo puedes tener en el congelador, no pasa nada". Baños: "no, que la Pilar no come conejo". López-Fonta: "eso es peor todavía, tenerlo en el congelador". Rahola: "en el congelador no lo tengo". I Pere Mas para rematar: "come carne de conejo".

Basté ha sentenciado: "Las temporadas tienen que empezar fuertes. Y Pilar Rahola, si se pone, se pone bien". La temporada promete: nos divertiremos.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat