Hoy hace diez años que España ganó el Mundial de Sudáfrica. Un momento que pasó a la historia para los seguidores de la Roja dentro y fuera del campo. Cuando acabó el partido, el entonces capitán de la selección y portero Iker Casillas se acercó al micrófono de la periodista Sara Carbonero. Telecinco retransmitía el partido y ella llevaba la voz desde el pie de campo y los vestuarios. Carbonero le preguntó por las primeras emociones después de haberse proclamado campeones del mundo y el final de esta historia ya la conoce todo el mundo: un beso apasionado y cargado de amor entre los dos.

 

Precisamente, el verano del 2010 era el inicio de su relación y todavía no sabían que la vida les esperaba ser padres de dos hijos: Martín y Lucas. Lucas es demasiado pequeño, tiene 4 años, pero Martín ya empieza a entender mejor las cosas. A sus 6 años ha visto el momento del beso de sus padres. Lo hemos sabido porque el mismo padre, Iker Casillas, lo ha reconocido en una entrevista en Onda Cero. ¿La reacción de la criatura? No parar de reír. De hecho, admite que han visto antes el momento del beso que la misma final del partido, que todavía no han sido capaces de seguir de principio a final.

Casillas quita hierro a la anécdota: "No tienen tiempo de comprender las cosas. Excepto algunas finales en Portugal, no han sido capaces de hacer el seguimiento de mi carrera, no creo que lo puedan entender todavía". Normal, son pequeños pero a buen seguro que de aquí unos años pedirán que les enseñe sus mejores paradas. Este sábado, 11 de julio de 2020, se cumplen 10 años del primer Mundial que consiguió la selección española en la historia. Andrés Iniesta marcó el gol de la final contra Holanda y se convirtió en leyenda.

Foto hijos carbonero casillas

Una imagen de los hijos de Sara Carbonero e Iker Casillas abrazados

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat