Miquel Iceta bajando un tobogán que no sabe dónde acaba. El gag de Polònia de la noche del jueves ilustra cuán mareado está el unionismo. El independentismo ha votado en contra que Iceta sea senador. De Pedro Sánchez para abajo todos lo daban por hecho. La democracia tiene eso. Si tienes los votos, tienes el cargo y sino no. Normalidad democrática que algunos altavoces mediáticos convierten en alta traición y rasgarse las vestiduras. La más rasgada, Àngels Barceló.

angels barcelo @hora25

@hora25

El día tiene 24 horas pero ella vive una hora imaginaria, la veinticinco. El editorial de su Hora 25 de la Cadena Ser era un poema. Un poema al anti-independentismo: "Esquerra, igual que el partido de Puigdemont están abonados al cuanto peor mejor porque el 'cuanto mejor, mejor' no les interesa. Viven encantados en la dinámica de la ruptura (...). Desprecian la voluntad de diálogo de Pedro Sánchez. A los independentistas no se les acaba de conocer nunca". Barceló sí que los conoce, trabajó en TV3 décadas, y los acusa de "mercaderes".

Esta manía de hacer creer que Iceta es el único en toda España que tiene sensibilidad con el conflicto territorial empieza a ser sospechosa. Parece una estrategia de José Zaragoza para echar a Iceta del PSC. Si no tienen a nadie más para construir puentes, que cierren el Senado.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat