Ha sido un instante fugaz, breve y repentino. Y sobre todo, desconcertante. La cara de Risto Mejide era un poema. El incidente pasaba al empezar el debate electoral de Todo es mentira de cara a las elecciones municipales en Barcelona, mientras que Mejide presentaba a la alcaldesa de la capital catalana, Ada Colau, que finalmente había aceptado participar en el programa después de unos cuantos días de tira y afloja. "Desvelando la casilla de Barcelona en Común. Ahí está. Buenas tardes, Ada Colau, alcaldesa y youtuber," decía al publicista. Colau saludaba y era rápidamente interpelada por Marta Flich, mano derecha del presentador: "Ada, tienes muy buena cara para venir de cerrar Pachá" (en referencia al cierre de las discotecas del Port Olímpic). La alcaldesa reía, Risto reía, todo el mundo era feliz. Pero de sopetón se escuchan estas palabras: "Son súper maleducados, ¿no?".

Risto cara poquer Ada Colau

JB

Parecía que hubiera pasado un ángel por el plató de Cuatro. "¿Eh?", se oye decir a Flich. El rictus de Risto Mejide se congela en una mueca muda que muta en estupefacción. Silencio. "¿Perdón?" pregunta. Colau, mientras tanto, no parece haberse dado cuenta del comentario. Más silencio. "Alcaldesa, ¿nos escucha?". Nada. Cri cri, cri cri. La tensión crece hasta que Ada reacciona: "Ahora sí, os escucho, hola". Risto respira aliviado, e intenta continuar con el programa como si no hubiera pasado nada. "Ah, perfecto...¡vamos a revelar ahora la casilla de Ciudadanos!". Pero sí que había pasado.

JB

"Son súper maleducados". Alguien no estaba de acuerdo con las formas utilizadas por Risto y compañía al presentar a la alcaldesa electa de Barcelona, y no se ha podido aguantar. Un reproche "clar i català". Literalmente. Catalán. ¿Pero quién hay detrás de la frase en cuestión? Alguien del equipo del programa (que incluye a unos cuantos catalanes, a pesar de realizarse en Madrid)?. ¿Quizás se trataba de una adversaria política (Elsa Artadi, de JxCat, o Anna Saliente, de las CUP) que encontraba poco elegante la forma de dirigirse a la regidora? ¿Es la alcaldesa una maestra del arte de la ventriloquia? ¿Hay poltergeist en las instalaciones de Mediaset (además de la presencia de Manuel Valls, claro está?). Nunca una frase tan corta había generado tantas preguntas. Nunca habíamos visto a Mejide tan descolocado. La única cosa cierta es que, por una vez en la breve historia del programa, Risto y los suyos no podrán decir que "todo es mentira". Lo hemos escuchado perfectamente. "Son súper maleducados".

T'ha fet servei aquest article? Per seguir garantint una informació compromesa, valenta i rigorosa, necessitem el teu suport. La nostra independència també depèn de tu.
Subscriu-te a ElNacional.cat