Las últimas horas el mundo del periodismo ha sabido una lamentable noticia, la muerte de la periodista Ana Alba a los 48 años, víctima de un cáncer. Después de luchar durante tres años contra esta enfermedad, quien era corresponsal de El Periódico en Jerusalén y antes redactora del diario AVUI ha dejado conmocionados a sus compañeros de profesión y amigos.

ana alba

ana alba2

Alba, una apasionada por su trabajo, no dudó nunca en informar de duros conflictos desde el centro de la noticia, y hasta hace poco, enviando crónicas desde donde vivía, cada vez que volvía allí después de recibir sesiones de quimio en Barcelona. Un ejemplo de vida y de vivir su profesión, que recibió un merecido recuerdo en todos los medios del país, también en los TN de TV3 donde aquellos que la conocieron escribían emotivas palabras:

También ha querido escribir un sentido recuerdo el presentador y editor del TN, Toni Cruanyes.

toni cruanyes tv3

TV3

Un Cruanyes que, como el resto, también estaba conmocionado por el adiós prematuro de Alba: "Muy querida, con la mayor sensibilidad. Una periodista de raza. Un ángel". Un abrazo muy fuerte a los compañeros y amigos que la conocieron. Descanse en paz.

T'ha fet servei aquest article? Per seguir garantint una informació compromesa, valenta i rigorosa, necessitem el teu suport. La nostra independència també depèn de tu.
Subscriu-te a ElNacional.cat