Letizia se lo queda todo. La semana que su suegro abandona la primera línea, la reina de España se sabe ganadora. El reinado de Felipe VI ya no tiene ninguna figura que le haga sombra, excepto la de la misma Letizia. La reina ha ido separando al marido de la familia: Cristina exiliada, Urdangarin entre rejas, Elena a los toros y con dos hijos rebeldes y ya solo queda la emérita Sofía. También a la suegra le marcó el terreno a la salida de la Catedral de Palma. A Letizia la persigue aquella escena patética. En Blau difunde por primera vez en un diario el vídeo entero, no frontal sino lateral, del incidente conocido como "la guerra de reinas":

Un tuitero independentista, como se comprueba en su timeline, de viaje de Semana Santa a Palma estaba entre el público y grabó la escenita. 45 segundos sin cortes con una cara inédita, la de Letizia mirando con rabia a su suegra indicándole que no se hiciera ninguna foto con las hijas. Felipe intenta mediar, Sofía pone cara de pena y Juan Carlos cara de asco al ver al pipiolo de su hijo. Todo a cara descubierta, sin filtros y con un audio que ya se conoce:

-Letizia dice gritando a su suegra: "¿Qué haces? ¡Habíamos quedado que las fotos se hacen afuera y para todos!"

-Leonor, que quiere complacer a su madre, se suelta con agresividad del brazo de la abuela

-Juan Carlos abronca a su hijo: "¡Controla a tu mujer!".

-Felipe hace de Felipe: sujetar del brazo a su mujer sin ningún efecto

leticia sofia palma 2018 GTRES

GTRES

leticia frame

Letizia saca el mal genio como una pandillera, una Latin queen, como cuando comía pipas en la calle y escupía las cáscaras al suelo. Malota.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat