El último debate de esta edición de Supervivientes ha sido protagonizado por Sandra Barneda, quien ha participado en dos de los momentos claves de una gala que se ha comentado mucho por las redes sociales.

Primero, con una nueva declaración de amor que le ha dedicado su pareja, la colaboradora Nagore Robles: "Mi preferida de Supervivientes eres tú". La presentadora enrojecía de repente y pedía a sus compañeros que cambiaran de tema. Pero fue un momento incómodo lo que más llamó la atención de los teleespectadores.

La escritora, modelo y exactriz porno, María Lapiedra, se convirtió en protagonista de una gran bronca al haber escogido un polémico —y transparente— vestido que enseñaba demasiado. Fue Lydia Lozano quien abrió el debate: "Me están enfocando y tengo eso detrás. Salgo con dos pezones detrás mío. ¡Señor! ¡Ponte dos tiritas!". Lapiedra empezó a reír ante su cabreo: Es que a la gente le dará igual lo que estoy diciendo. ¡Se fijarán en ella!".

Los colaboradores empezaron a reír mientras aconsejaban a Lozano que fuera sin bragas y a Carmen Borrego, la hija de María Teresa Campos, que se dejara ver un pezón suyo.

Ante el guirigay, Sandra Barneda intervino: "Buenas noches, María. Te iba a decir una cosa pero no lo haré. Es que... ¿cómo quieres que te mire a los ojos si se te ven los pezones, hija? Así no se puede. ¡Fuera del plató!" La presentadora, indignada, preguntó a dirección qué hacían, pero finalmente decidieron dejar que siguiera colaborando.

Una elección estilística que muchos criticaron en las redes sociales. ¿Un truco de Lapiedra para que se hable de ella?

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat