Una exmodelo croata y habitual de la revista Playboy, Ava Karabatic, acaba de alborotar medio mundo al anunciar que presentará su candidatura como futura presidenta del país, previstas para el mes de enero de 2020. Karabatic asegura que ha decidido dar este importante salto debido a la pobre situación general de su nación, y sustituir en el cargo a otra mujer, Kolinda Grabar-Kitarovic, actual presidenta, que no sabemos cómo se habrá tomado la decisión. La mujer de 31 años se presenta como una persona de fuerte carisma, sensible, justa y honesta. Atributos que tendrá que demostrar a los electores, que sólo conocían la vertiente más evidente de Ava: Explosividad, provocación y sofocos corporales.

Ava Karabatic contorsionista @ava karabatic official

Ava Karabatic estirón @ava karabatic official

Ava Karabatic @ava_karabatic_official

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Cao hejteri ✌����

En tabla|puesto shared by Ava Karabatić (@ava_karabatic_official) donde|dónde

Karabatic, que nos recuerda a otras actrices de cine para adultos que dieron el salto a la política como Cicciolina en los años 80 y 90, no quiere que la tomen sólo como una cara bonita o un cuerpo de infarto. Ella se reivindica como una artista, una maestra y una escritora comprometida con la realidad de sus conciudadanos. Se preocupa por su bienestar, y quiere demostrarlo con responsabilidades de gobierno. Esperamos que su altura política sea mayor que sus habilidades con el retoque fotográfico, ya que ha confeccionado unos fotomontajes bastante ridículos y torpes donde se proyecta como una futura estadista. Resulta más creíble cuando se pone 'el disfraz' de 'conejita' de Playboy. Pero si Jesús Gil fue alcalde de Marbella, ¿por qué no tendría que ser presidenta Ava?

Ava Karabatic for presidente concentrada @ava karabatic official

Ava Karabatic for presidente @ava karabatic official

Ava Karabatic @ava_karabatic_official

Karabatic ha filtrado algunos de los puntos más importantes de su programa de gobierno: prohibir el aborto después de 6 semanas de gestación, fortalecer la lucha contra la corrupción, modificar la enseñanza y legalizar la marihuana y la prostitución. Un buen puñado de razones más allá de la exhibición física para convencer al electorado croata.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat