Carles Francino es uno de los presentadores más añorados de TV3. Dejó el Telenotícies por la Cadena SER. Ahora, con 62 años, ha vuelto a la TV de la Generalitat para hacer una sección cada lunes en el programa de los mediodías Planta baixa. Y ha explicado su experiencia personal durante el confinamiento. Dos meses de coronavirus que el locutor líder de la radio de tardes en España ha revelado a Ricard Ustrell.

francino ustrell TV3

TV3

Ustrell promociona el artículo de Carles Francino en El Periódico, donde escriben también Ustrell. Francino que vive en Madrid con su mujer y sus hijos pequeños habla claro: "Lo llevo con dignidad pero se está haciendo muy pesado. Madrid es el Wuhan español. Lo normal es que seamos los últimos en salir. Hay carencias del sistema de Salud madrileño que se arrastra por los recortes de personal. Va muy  despacio pero con ruido político. Es pesado. En casa con los niños". La vida personal del locutor catalán se explica en TV3. Su hijo mayor Carles es actor y de su segunda mujer, la productora de la radio Gema Muñoz, tiene dos hijos pequeños, de 8 y 10 años.

carles francino y su mujer Gema GTRES

GTRES

Francino: "En casa trabajamos los dos. Yo vengo todos los días a la radio, aquí somos cuatro y el cabo, los mismos desde hace 2 meses. Mi mujer hace teletrabajo en casa con los crios. En la práctica teletrabajar con niños en edad escolar es un espejismo. Por las mañanas está pendiente de las videoconferencias de los dos niños. Es muy complicado. Tenemos una asistenta pero las primeras semanas no podía venir y después ha tenido problemas de salud".

Carles Francino GTRES

francino pedro sanchez GTRES

GTRES

La segunda mujer de Carles Francino es 16 años más joven que él y hace de productora de la SER en el programa La ventana. Ustrell ha sabido hacerle explicar cómo una estrella de la radio española se organiza en tiempo de confinamiento.

¿Te ha parecido interesante este artículo? Para seguir garantizando una información comprometida, valiente y rigurosa, necesitamos tu apoyo. Nuestra independencia también depende de ti.
Suscríbete a ElNacional.cat